Iglesia de San Juan Bautista, en Arucas

Iglesia Arucas

La ciudad de Arucas, en la parte norte de Isla de Gran Canaria, es conocida principalmente por el Jardín Tropical de las Hespérides, y por la fábrica de Ron Arehucas, para los que son más borrachines, pero también porque tiene una catedral, pero que no es catedral. A ver si nos aclaramos con este tema.

Hablamos de la Iglesia de San Juan Bautista, que es conocida como la Catedral de Arucas. Pero en la realidad no es un templo catedralicio, pues sólo hay uno por diócesis y en la de Gran Canaria es la Santa Iglesia Catedral Basílica de Canarias, que está en Las Palmas. Esto hace que haya un pique, una cierta polémica, entre los que defienden que todavía se le siga llamando Catedral de Arucas, como se ha hecho de toda la vida, y los que se enfadan porque se utilice esta denominación popular.

De todos modos, que no sea una iglesia catedral no significa que no sea un templo que merezca la pena ver, y del que tienen que sentirse orgullo todos los vecinos de la localidad. Más bien, todo lo contrario.

La iglesia comenzó a construirse a principios del siglo XX, utilizando exclusivamente piedras de origen volcánico labrada por maestros artesanos de la localidad. La construcción de este templo de estilo neogótico concluyó en 1932, aunque no definitivamente, pues en la década de los 60 y los 70 sufrió reformas y ampliaciones, principalmente en la Torre del Campanario, que alcanza los 60 metros de altura..

Si por fuera vemos una obra de arquitectura majestuosa, por dentro contemplaremos un auténtico museo. Bajo la especial luz que se cuela por las numerosas vidrieras, lucen con un brillo especial fantásticos retablos y muchas obras de arte. Destacan la escultura de Cristo Yacente, obra del artista local Manuel Ramos González, y los numerosos cuadros del pintor canario Cristóbal Hernández de Quintana.

Por su arquitectura singular, por la belleza de sus vidrieras y por el gran valor de sus bienes inmuebles, la Iglesia de San Juan Bautista de Arucas está en trámite para formar parte de la lista de Bienes de Interés Cultural de Canarias.

Foto vía: Onairelav

Print Friendly, PDF & Email

Tags:




Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top